Poemas Sinfónicos; La Muerte.

La Muerte.
Desde el principio de los tiempos, la muerte ha sido no solo un tema si no un hecho que ha intrigado a toda la humanidad; fuente de inspiración, tristeza, horror, diversión, ideas, estudios en fin; una realidad absoluta para todo lo vivo.
En la edad media la muerte y la peste negra inspiraron la creación de grabados, versos y bailes conocidos como La Danza de la Muerte que llenaron de horror a toda Europa; hablaban sobre como la muerte invitaba a bailar a todas las personas y con esto nos recuerda la fragilidad de nuestra vida, que la muerte es indiferente ante la edad, la posición social y también el acabose del placer mundano. Esta fue el tema predominante durante esta época.


Cinco siglos después el compositor Camile Saint-Saens (del cual ya he hablado en otro post) quedo maravillado con las Danzas de la Muerte, tanto que de ellas nació una de sus obras mas importantes: La Danza Macabra, inspirada en un poema de Henri Cazalis:


Zig, zig, zig, Death in cadence,
Striking a tomb with his heel,
Death at midnight plays a dance-tune,
Zig, zig, zag, on his violin.
The winter wind blows, and the night is dark;
Moans are heard in the linden trees.
White skeletons pass through the gloom,
Running and leaping in their shrouds.
Zig, zig, zig, each one is frisking,
You can hear the cracking of the bones of the dancers.
A lustful couple sits on the moss
So as to taste long lost delights.
Zig zig, zig, Death continues
The unending scraping on his instrument.
A veil has fallen! The dancer is naked.
Her partner grasps her amorously.
The lady, it's said, is a marchioness or baroness
And her green gallant, a poor cartwright.
Horror! Look how she gives herself to him,
Like the rustic was a baron.
Zig, zig, zig. What a saraband!
They all hold hands and dance in circles.
Zig, zig, zag. You can see in the crowd
The king dancing among the peasants.
But hist! All of a sudden, they leave the dance,
They push forward, they fly; the cock has crowed.
Oh what a beautiful night for the poor world!
Long live death and equality!




En caso de que no se escuche puede descargar el tema desde AQUI.

La Obra:
Comienza el arpa imitando al reloj que anuncia con doce campanadas la media noche. De repente entre todo el silencio aparece la muerte con un violín dando las primeras notas de la noche: un tritono*. Los muertos salen de sus tumbas y comienzan la danza. La música se hace mas potente y con ella aparecen mas y mas esqueletos vivientes, sus huesos se escuchan chocar mientras bailan (xilófono), poco después la música e convierte un vals que los muertos bailan con el violín de la muerte siempre sobresaliendo. Ráfagas de viento interpretadas por las cuerdas entran a la escena, haciendo que los huesos choquen y truenen. La danza ha llegado a su momento mas intenso, todos los muertos ahora bailan frenéticamente hasta que de pronto se escucha el cantar de un gallo interpretado por el oboe… y en ese momento todo entra en tranquilidad, el amanecer se avecina y es tiempo de que los muertos y su anfitriona regresen a su tumba a seguir descansando, y así finalizando la obra.



Saint-Saens no ha sido el único que ha introducido la muerte en la música, recordemos los Réquiems que se han utilizado desde hace mucho tiempo para ponerle notas al lamento de la perdida; El Cuarteto de Cuerdas La Muerte y La Doncella de Franz Schubert podría ser otro de los numerosos ejemplos… Pero he elegido otro poema sinfónico del que hablar para esta ocasión, se trata de El Vals Triste de Jean Sibelius.

Jean Sibelius

Jean Sibelius es quizá el más famoso compositor Finlandés. Puede que para muchos sea la primera vez que escuchen su nombre, pero en Europa (e incluso en Estados Unidos) es un compositor muy popular por sus sinfonías que, al igual que Beethoven; en ellas desarrollaba una completa idea musical; otras de sus obras conocidas serian Finlandia (El era alguien sumamente nacionalista) y El Vals Triste esta ultima describe las pesadillas y la agonía de una anciana en sus ultimas horas de vida:






En caso de que no se escuche puede descargar el tema desde AQUI.

Empieza con un lento pizzicato de parte del contrabajo; el latido del cansado corazón de la anciana que reposa en su cama sufriendo tristemente las alucinaciones de la fiebre, con la dulce y a la vez triste melodía que se interpreta podemos sentir las pocas fuerzas y el animo por el que esta pasando la anciana. Empezamos a adentrarnos en su sueño, comienza con los suaves ritmos del vals, ahora ella esta adentrada en un bello salón de baile donde muchas parejas bailan… pero a lo lejos un personaje llama su atención, se acerca dudosa, pero consiente; la fiebre vuelve repentina pero brevemente para recordarle que todo es una alucinación, pero pasa rápido y vuelve al vals y empieza a bailar con este extraño individuo, en ese momento el vals toma mas sabor pero con repentinos contratiempos de cansancio; todo se torna mas alegre, hasta que ella se da cuenta de con quien esta bailando… La mismísima muerte esta frente a ella; desesperada trata de huir de su fatídico destino, pero ya es tarde, finalmente entra el largo acorde final con el cual la vida de la anciana se apaga y la obra concluye.


................................................................


Este post estaba pensado para ser solamente de la Danza Macabra de Saint-Saens, pero en la misma investigación me tope con el Vals Triste, ya conocía este y me resultaba (a mi gusto) una de las composiciones mas sublimes y melancólico que he escuchado… pero no tenia idea de que fuese un poema sinfónico y valla sorpresa la que me di. Como detalle adicional, Walt Disney fue inspirado por La Danza Macabra de Saint-Saens lo que lo llevo a hacer la primera Silly Symphony: La Danza de los Esqueletos, en ella podemos ver más o menos la misma idea. Y con “El Vals Triste” también podemos recurrir a otro post, ya que este fue el tema de una de las animaciones de “Allegro non Tropo”

*El tritono, fue algo muy original de parte de Saint-Saens el empezar su obra con un tritono, verán: El tritono es un intervalo de 3 tonos enteros, una cuarta aumentada para ser exactos y el punto de este intervalo es que en la Edad Media este intervalo estaba prohibido y se le llamaba “El Diablo en la Música”, algo tan maldito que podía invocar al mismísimo demonio.

Por cierto, se estrena nuevo reproductor; el de goear parece que simplemente decidió dejar de funcionar.

Se ha producido un error en este gadget.